lunes, 19 de diciembre de 2011

"CAMversaciones"

Me confieso como una de esas personas que no soportan la navidad. La sobredosis de luces de colores colgando de los edificios, la culpable necesidad de comprar sin descanso; el frío y la nostalgia. Cuando se lo dije al M&M, vía Skype, se limitó a esbozar una expresión de suficiencia enmarcada en sus cinéfilas patillas y musitar un cínico "Te pega". "A ti te pega precisamente lo contrario, ataqué yo, tras el par de segundos que me llevó digerir su apreciación. El colorido artificio que esconde una realidad gris, el espíritu festivo que sirve de excusa para un obsceno consumismo..."

-Todo lo obceno me encanta -me interrumpió-. Y el consumismo. Al igual que a ti. Y no me creo que odies tanto la navidad, lo que pasa es que no estás pasando por tu mejor momento, y cuando uno no es feliz, jode ver que los demás sí lo son.

-No es eso.

-Por supuesto, no solo es eso. Además, hay que tener en cuenta que eres una drama queen.

-Le dijo la sartén al cazo. -Salí del encuadre para coger el bocadillo de nocilla que llevaba un buen rato esperando a ser probado, junto con una lata de fanta de naranja a medio acabar y una bolsa de patatas fritas abierta. La merienda del universitario-. Vamos, dime una cosa positiva de la navidad que no tenga que ver con las compras.

-Las canciones de navidad -escuché atentamente, buscando inmediatamente una contestación tan rápida como ingeniosa-. ¡Adoro las canciones de navidad!

-No te imagino cantando "Hacia Belén va una burra" al compás de una zambomba...

-Eso es un villancico -me corrigió exasperado al mismo tiempo que se limaba las uñas, se detenía para soplar sobre ellas y volvía a limárselas-. Yo hablo de las canciones de navidad. Let's Make Christmas Merry Baby, I Saw Mommy Kissing Santa Claus y otras por el estilo.

-No olvides Santa Baby -añadí, pensando en la versión más buscona posible de la navidad.

-¡Me encanta Santa Baby! -exclamó con entusiasmo. A continuación se incorporó y, como un híbrido entre Mrs. Claus y una conejita Playboy, empezó a contonearse delante de la cam mientras cantaba-: Think of all the fun I've missed/ Think of all the fellas that I haven't kiss...

-Estoy bastante seguro de que no te quedan demasiados fellas a los que besar.

-Me queda un buenorro de Historia que tengo fichado -pensó en voz alta, ignorando mi crítica a su promiscuidad-. Y me quedas tú, no lo olvides.

Silencio.

-Pero yo solo me lío con chicos que tengan espíritu navideño. Sorry.

-Yo lo siento mucho más -exclamé teatralmente, mostrando exagerada consternación, cerrando mi actuación con un guiño dirigido a la cam, al que él respondió acercándose a la pantalla con los labios apretados para lanzarme un húmedo beso-. Me voy a la cama, Santa Baby.

-Se me acumulan los motes. M&M, moderna de manual, Santa Baby...

-Al menos tú no tienes complejo de Carrie Bradshaw -puntualicé, devolviendo la indirecta envuelta en una sonrisa burlona.

-Que duermas con los Reyes Magos -concluyó mi archienemigo-. Mi versión de los Reyes Magos, mucho mejor que la de la Biblia. Créeme.

-Siempre te creo.

Llamada finalizada.

9 comentarios:

B dijo...

Viva lo obsceno

joac dijo...

Completamente de acuerdo con el comentario de B. Me lo ha pisado.

Yo también odio la Navidad, el consumismo y los regalos.

Mandarina dijo...

De verdad tienes estas conversaciones?! En realidad creo que las mias no quedan tan lejos de ellas pero no seria capaz de ponerlas por escrito, no se que nos pasa a los universitarios que somos el medio camino entre el monologo del cub de la comedia y jose mota pero en cada dia!
Me encanta tu 'vida' :)

Nacho López Murria dijo...

Sinceramente espero que estuviérais desnudos!

Vértigo dijo...

buena conversación... para alguien quien no le gusta la navidad es perfecto alguien a quien sí le gusta.

DosBichos dijo...

Odio la Navidad. Sobre todo cuando vives en un barrio donde la gente busca en la basura.

p.

deWitt dijo...

Busca el "encuentro" bajo el muérdago y quizás te sorprendas tarareando al día siguiente una de esas canciones navideñas que, además,(totalmente de acuerdo con el hombre de los mil apodos) las hay maravillosas.

Te felicito las fiestas con una de ellas.....have yourself merry little christmas....

Alejandro Macías dijo...

No olvidemos "Let is snow" y, en general, los discos de Bing Crosby y los especiales televisivos sesenteros de Andy Williams son oro puro. Lo sé, tú eres Carrie, él es M&M y yo un ... friki. No me importa.

María/A cualquier otro lugar dijo...

A mí la Navidad, pues depende del año... Este me apetece bastante, el pasado recuerdo que no me hizo ninguna gracia. En general "las fecha señaladas" me ponen bastante nerviosa.

Y lo del consumismo, pues con mantenerse alejado de El Corte Inglés y similares solucionado, ¿no? :)

¡Besos!